Páginas

miércoles, 1 de noviembre de 2017

Ricardo Pueyrredón: "Las 40 manzanas" (1994)

Con Arturo Illia mantuvimos una larga y muy agradable amistad. Lo había conocido en casa de mi padre. Lo fui a visitar varias veces a Cruz del Eje. Fui el encargado de su campaña publicitaria a Presidente. Fui el portador de su mensaje a Kennedy. Fui su embajador en Canadá. Unos años después de su derrocamiento, volviendo juntos de Bariloche donde habíamos concurrido a un acto político, hablamos de su gobierno y me confeso que de todos sus errores, dos habían sido los mas graves. 

Haber subestimado al adversario cuando se entero del golpe que se estaba gestando para voltearlo. Había resuelto concurrir el 20 de junio, día de la bandera, a Rosario donde estaba destacado como comandante del Segundo Cuerpo del Ejército un digno militar y su amigo, el general Carlos Augusto Caro. Con el habían planeado la constitución del gobierno allí en caso que el golpe tratara de destituirlo. Pero al general Caro lo trasladaron y lo detuvieron dos días antes... Y, agrego, que su segundo gran error fue el no haberme hecho caso cuando le insistía en que debía difundir su obra de gobierno. Solía decir:

"A mi me voltearon las 40 manzanas que rodean la Casa de Gobierno".

Nadie entraba a la sala donde yo estaba sentado, en un sillón, con mi portafolio sobre las rodillas.
Nadie entraba y nadie interrumpió esos cincuenta y tres años de recuerdos que venían desfilando como un torrente delante mío.











Fuente: “Vos, Señor Presidente” de Ricardo “Richard” Pueyrredón, Editorial Corregidor, 1994.

No hay comentarios:

Publicar un comentario